Blogia
© Los Linderos del Fuego

Invéntame Una Caricia

Invéntame Una Caricia

Invéntame una caricia
cuando duerma,
con aroma de reconciliación
y sin reparar en la soledad
de mis botones

Invéntame una caricia
cuando duerma,
sin afrentas por felación
ni resquemores de
musulmanas privaciones

Invéntame una caricia
cuando duerma,
sin débitos de dinosaurio
ni reparar en la grafología
de mis labios

Invéntame una caricia
cuando duerma,
y shhh...
despacio...
muy despacio,
en puntillas hazlo,
no vaya a ser
que me despiertes,
y me de
por corresponderte

© 2007 Santiago Antúnez de Mayolo


Nota: este poema tiene ya cinco años, y para entonces mi poesía era, a mi modo de ver, más dulzona e ingenua.


(Fotografía de Peggy Washburn, "Achilles")

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

11 comentarios

Angeles (Mar) -

Jeejee, q bueno y que regalo que de tu propia gente_familia tengas admiradores y esten pendiente de tí y por su puesto de tus publicaciones, a parte de que me encanta las poesias tb me encanta leer los comentarios tan buenos y llenos de críticas buenas hacia tí jeejee...y Viva la ingenuidad ... eso es parte de lo que hace embellecer al ser humano ... y q podríamos hacer si no existiera la dulzura??? Ahm !!! tendríamos una comunicación, expresión...lo q quiereas...un poco más ... borde...nop??? jooooooo... noooo...por favor!!! ;) Una poesía preciosa...siempre hay mil caricias q inventar dia a dia ... con la ayuda de esa ingenuidad y dulzura ... ;)

PD: Un saludo y lo sientooooo muxoooo...pero a mí en concreto me encanta Paolo Coelho ... ;) Gracias !!! ;)

Santiago -

hola Alina, no, no me molesta, todo lo contrario, me halaga, pero como indicas tú con mi nombre como autor(incluso la dirección de mi link si no te importa)...a propósito, cual es tu fotolog?
bueno, un beso y gracias por tu comentario

Alina -

Que lindo poema... te molesta que lo ponga en mi fotolog?? (obvio que pongo que eres tu el autor)..
ES PRECIOSO!!!

Andrómeda Velut Lua -

Las letras que dejamos plasmadas en el tiempo, hablan de los momentos que en ese instante estaban presentes… buena poesía, aunque “dulzona” como la llamas.

Saludos desde la redacción catatónica…

Sirena -

Hola. Ni temo nada (¿qué voy a temer?) y claro que me siento capaz. Es más, te diré que escribo prosa poética. Tenía otro blog en otra plataforma, pero por desgracia, me copiaron muchos textos, así que le tuve que cerrar. Ahora estoy registrando mis escritos, asi los podré publicar con total libertad. Mientras sigo recopilando poesías. Un día de estos igual escribo algo mío, me lo pensaré. Saludos y gracias por pasar.

Isabel -

Hola de nuevo...ya la conocía pero ha sido un placer releerla.Desde luego,eres todo un hombre del renacimiento...jeje.Saludos sevillanos.

Psyche -

Poesía peligrosamente bella, dejas vulnerable al que la lee.
El título y ese párrafo final justifican el poema.

Teniendo en cuenta tu riguroso juicio supongo que es perfectible en algunos versos, pero ¿dulzona e ingenua? no, no te preocupes.
Un placer leerte

Santiago -

Que mis dos hermanas comenten en mi blog en menos de una semana ha sido motivo de sorpresa para mí, pero de ahí que seas defensora a ultranza de Corín Tellado...Miryam!! jajajaja...Coehlo tampoco me gusta un ápice, pero al margen de la calidad lo que es innegable que escritores como él, Dan Brown o la cada vez venida a menos, Isabel Allende, han empujado a leer a gente que no pasaba de Platero y Yo

Miryam -

Oye, que pasa con Corin Tellado, me comia las novelas de las Vanidades en la casa de mi abuelita en los 70'...te juro que prefiero a Corin Tellado que a Paulo Coelho, por ejemplo.
Un beso,
Miryam

Santiago -

Muy cierto lo que dices Musa Rella, sin ella sólo seríamos fallidos ejemplos de humanidad...cabe mencionar que me refería a la dulzura en un estado más corintelladesco...algunas veces soy mi crítico más feroz...
de todos modos, basta que haya despertado en ti todo lo que has transcrito para que Corín Tellado se quede a muchas leguas de distancia
gracias de verdad!

Musa Rella -

Querido Santiago,
tus palabras han sido un paseo por la noche, por sábanas perfumadas de sudores nuevos, por pies enredados en la penumbra, escondidos.

No hace falta disculparse por la belleza, por ninguna en el formato que sea: ya venga en el pelo o en la casa de la infancia :) La dulzura es una parte de la vida áspera, qué sería de nosotros sin ella.

Besos

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres